Endodoncia

 

Es el que se conoce dentro del ámbito no ontológico como “matar el nervio del diente”. Cada diente tiene un paquete vasculo-nervioso que transcurre dentro de uno o más conductas que se encuentran en el interior de esta. Este tratamiento es necesario cuando hay una infección del nervio debido a una caries muy extensa o un traumatismo previo. Consiste al extraer el tejido vascular y nervioso, limpiar el conducto con unos instrumentos específicos y, posteriormente, sellarlos para que el diente pueda ser reconstruida.

Se trata de un tratamiento que nos permite mantener el diente en la boca. Según el grado de destrucción por la caries o el traumatismo previo, posteriormente es conveniente reforzar la estructura del diente con una corona (funda) o incrustación (empaste hecho de cerámica o resina al laboratorio) y así mejorar su pronóstico a largo plazo.

Odontopediatría        Periodoncia         Prótesis        Implantología       Estética      Endodoncia        Ortodoncia